BUSCAR

Un año después, repiten los mismos

21/07/2017 - 'LA OPINIÓN DEL EXPERTO' ... ante los cuartos de final del Super Rugby

Arrasate R.T.. Tras una temporada regular en el Super Rugby en la que los calendarios de los equipos condicionan mucho, en teoría, su resultado final, resulta que llegan a cuartos de final las mismas ocho franquicias que hace un año. Y eso ocurre por el peculiar sistema clasificatorio que otorga plaza de 'playoffs' con partido en casa al mejor australiano y a los dos mejores sudafricanos, con lo que la conferencia neozelandesa juega con un hándicap que le penaliza claramente.

Así las cosas... cuatro neozelandeses, incluido el defensor del título Wellington Hurricanes; tres sudafricanos, con los Lions subcampeones al frente; y un solo australiano, Brumbies, buscarán las semifinales. Pasen y vean...


ACT BRUMBIES (AUS) - WELLINGTON HURRICANES (NZL)

Viernes 21 de julio en Canberra

La temporada pasada los Brumbies también jugaron en casa ante un equipo neozelandés con más puntos en la liga regular, como ahora, y los Highlanders sufrieron muchísimo en un cuarto de final marcado por la lluvia y la fe de los australianos en sus posibilidades: 9-15 con susto final para quien era el vigente campeón. Y es que el 'gran mago del rugby', Stephen Larkham, ha construido un conjunto muy sólido, muy duro y combativo y que, a falta de talento en ataque, ha cimentado su juego en la defensa, la tercera mejor del torneo, por detrás de Lions y su rival de este partido, Hurricanes, de nuevo... el defensor del título.

Con sólo seis victorias, claro referente de cómo está el rugby 'aussie', a Larkham no le ha quedado otra que echarse atrás y esperar, pero es que va a recibir al 'torrente ofensivo' del Torneo y actual campeón, con 596 puntos a favor y, lo más significativo, mejor defensa que los propios Brumbies, con 272 en contra. La lectura es diferente en ese dato defensivo: uno es por incapacidad de atacar y el otro es por acumular ataques, posesiones, ofensivas que no dan opción de ataque al rival. Son nueve bonus de ataque para los 'Canes 'y siete defensivos para Brumbies, 89 ensayos frente a 40, el doble de victorias y 24 puntosde diferencia en la tabla general.

No debe haber sorpresa, por mucho que quieran los Brumbies no le pueden complicar el partido a un equipo muy seguro de su rugby y que cuenta con jugadores que marcan diferencias. Pronóstico claro para los de Wellington.


CANTERBURY CRUSADERS (NZL) - OTAGO HIGHLANDERS (NZL)Sábado 22 de julio en ChristchurchHighlanders recibe a Crusaders en la segunda jornada en el Forsyth Barr Stadium de Dunedin y en el min. 47 Sopoaga transforma el ensayo de Naholo y pone el 27-6 ante sus vecinos de Cristchurch. Con otro rival todo habría acabado, pero Crusaders es quien es por lo que sigue: cuatro ensayos, dos transformaciones y remontada final. Una jornada después, en el SunCorp Stadium de Brisbane, 20-7 para Reds en el min. 62 y lo mismo: 16 puntos seguidos con golpe en el min. 80 para volver a levantar un partido perdido.

Pero el éxtasis y el partido que mejor refleja quién es Canterbury Crusaders en el rugby es el partido de vuelta contra, de nuevo, Highlanders. Minuto 79 con empate a 22 y Mitch Hunt falla un golpe sencillo, con el tiempo cumplido, pero los de Otago no tiran fuera el saque para amarrar el resultado y eso los mata. Tras 20 fases de 'rucks', el propio Hunt anota un 'drop' increíble desde la línea de 40 y vuelven a ganar: 25-22. Hunt no será el nuevo Carter ni Wilkinson, pero lleva puesta la camiseta de Crusaders y hay clubes, como he dicho muchas veces, en los que es la camiseta la que gana partidos, y este es otro ejemplo, como pasaba con Leicester Tigers o Toulouse hace años.


Bestia negra, gafe, lo que queráis, lo cierto es que para Highlanders es imposible ganar a Crusaders, ya no son, ni de lejos, el equipo de 2015, le falta un rasgo de campeón: instinto asesino... y, por contra, Crusaders lo tiene en su genética. Ya no están esos increíbles jugadores, pero los Hunt, Mounga, Havili o Drummond llevan la roja con todas sus estrellas, y eso los hace ganar partidos. Una cosa es llegar y otra muy diferente mantenerse.

Muy difícil para Otago, campeón hace dos años, pues el factor campo resulta casi determinante, pero es un derbi y, además, las victorias de Canterbury han sido muy justas. Apostamos por Crusaders por jugar en casa, pero...


GOLDEN LIONS (SUD) - COASTAL SHARKS (SUD)

Sábado 22 de julio en Johannesburgo

Otra vez Sharks, los últimos, y otra vez contra el mejor: el año pasado, Hurricanes (41-0) y esta vez Lions, que se espera cumplan sobradamente el pronóstico e impongan su mayor pegada. Ackerman ha continuado el trabajo de hace un año y Sharks parece atascado en esa posición de tierra de nadie, ni arriba ni abajo, incorporando gente nueva y trabajando más a largo plazo. La temporada pasada Lions obtuvo 52 puntos, ganó 11 partidos y jugó contra cuatro equipos neozelandeses; en la presente ha ganado 14 partidos, con 65 puntos, y líder del torneo, sin haber jugado contra la Conferencia de Nueva Zelanda. El sistema es éste y debe sacar provecho de ello, empezando por superar a los de Natal y preparar la semifinal. Este dato demuestra el hándicap positivo para Lions.

Los Sharks, por su parte, necesitan un partido de alta intensidad física y manejar su condición de victimas, sin presión de nada e incidiendo en su juego más conservador para sacar de sus esquemas a Lions. Pero si los de Johannesburgolanzan su ataque, ya no hay posibilidad.


WESTERN STORMERS (SUD) - WAIKATO CHIEFS (NZL)

Sábado 22 de julio en Ciudad del Cabo

La temporada pasada Robbie Fleck se quejaba amargamente, tras ser vapuleado por 21-60 ante el mismo rival, de que no había podido medirse contra ninguna franquicia neozelandesa para poder ver a lo que se enfrentaba. Ganó 10 partidos, empató 1 y perdió 4, con 9 bonus y 51 puntos. En la presente ha jugado contra ellos y ha ganado 10 y perdido 5, con 3 bonus y 43 pts., muy similar, pero la diferencia es que la temporada pasada su defensa fue mejor con 274 pts. encajados y un +/- de 166 y en ésta ha encajado 436 para un +/- de 54. Esta es la razón de Fleck para su argumento: contra los neozelandeses se encajan tantos puntos que ganarles es muy difícil, la tradicional defensa pétrea de Stormers no funciona contra ellos.

Si Fleck quería neozelandeses, aquí tiene al más duro, al más parecido a ellos: Chiefs puede ser la sorpresa del torneo para mí, de tanta calidad en ataque como sus paisanos, pero con mucha mejor defensa y manejo de los partidos, casi al nivel de Crusaders, como lo demuestra la lección de 'rugby control' al vencer a Hurricanes en Wellington por 14-17. Cuarta mejor defensa y 30 ensayos encajados, equipo muy equilibrado que debe ganar a mis queridos Stormers, que han recibido 61 y que, desde el 'partidazo' contra Chiefs (34-26), que suponía la sexta victoria, sólo han ganado cuatro más: Blues, Cheetahs, Sunwolves y Bulls, lejos de 'playoffs' todos, y perdiendo con Lions, Crusaders, Highlanders, Hurricanes y Sharks.

En 2015 fue un 19-39 ante Brumbies; en 2016 el comentado 21-60 ante Chiefs... llegado el momento no hay rugby: apostamos por Chiefs.

JOSE IGNACIO BENITO - www.marca.com

Últimas noticias

Kanpazar
Arrasateko kirol zerbitzua
Arrasate inversiones